Informanet

27/12/14

Esclavos en Mexico trabajan para Liverpool

Hace unos días se encontró en la ciudad de México un centro de Rehabilitación que en realidad se trataba de un lugar donde se esclavizaba a personas que eran recogidas de las calles, muchas de ellas trabajadoras o bien que solo iban de paso hacia otros estados de la república.

Entre los artículos que elaboraban estaban las bolsas de las tiendas departamentales Liverpool.

Aun hay muchas preguntas que responder y quienes son los involucrados en lo que ya se conoce como la limpieza social que hacen las delegaciones encabezados por el PRD en la capital del país. -Primero los pobres-

De La Jornada:
Desde hace seis meses el gobierno capitalino fue advertido de la existencia de “Los Elegidos de Dios”, pero a diferencia de lo que se afirmó ayer en la Procuraduría General de Justicia del Distrito Federal, dicha denuncia no se refería a una presunta banda dedicada a la “trata” y “explotación laboral y sexual” de personas, sino a la existencia de un “anexo” para alcohólicos y drogadictos operado por particulares, al cual eran llevados indigentes con la complacencia de las autoridades.

Apenas el martes pasado, con el pretexto de realizar un donativo de ropa, el encargado del supuesto “centro de rehabilitación” permitió el ingreso a la planta baja de las instalaciones. Dejó tomar algunas fotografías, “ya que servirían para conseguir más donativos”. Aseguró que los “policías les echan la mano” para detectar a los indigentes que “necesitan de su ayuda”.

Dicho comentario coincide con un escrito dirigido a la jefatura de Gobierno y a las delegaciones Cuauhtémoc y Venustiano Carranza, con fecha 1O de junio pasado, en el cual se relata la forma en que seis integrantes de una comunidad callejera, cuyo punto de encuentro es la esquina de Artículo 123 y Humboldt, fueron llevados “contra su voluntad” a las instalaciones del “anexo”, que entre otros “servicios” ofrece “juntas de catarsis” y “apadrinamientos”.

Las instalaciones de “Los Elegidos de Dios” están ubicadas en una casa particular de tres pisos, cuyas paredes –por lo menos los de la planta baja– están pintadas con imágenes que mezclan los problemas de adicciones con motivos religiosos.

El martes por la mañana, el “responsable” del lugar, quien dijo llamarse Antonio, señaló que la población era de “más o menos 130 personas”. En el momento de la visita más de 40 personas armaban pinzas de plástico. Además de los “indigentes que levantan en las calles”, algunas personas “les dejan” a sus familiares para “aliviarlos de las drogas y el alcohol”.


Ver video:
http://youtu.be/cbsYYYziRFA
Reacciones:

0 comentarios: